¿Te gustó? Compártelo en: Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Como todos sabemos es esencial que nuestros perros estén desparasitados. Durante el Otoño/Invierno el riesgo de parásitos disminuye mucho. Con la llegada del calor, Primavera, y sobre todo Verano, las posibilidades de que nuestra mascota se exponga a los parásitos crecen exponencialmente. Un charco, un arbusto, la hierba, salidas de ventilación, etc. Por eso os vamos a hablar hoy de antiparásitos para perros.

Desparasitar un perro o mascota

Si tienes un perro y sigues las normas, lo desparasitas cada cierto tiempo. Pero la desparasitación, muchas veces, requiere de un complemento externo. No solo llega con las pastillas que les damos.

Los elementos externos que complementan la desparasitación son las pipetas o los collares (mal llamados antipulgas). Porque, aunque sí protegen contras las pulgas, no solo ofrecen protección contra este tipo de parásitos, sino que engloban a otros muchos.

Las pipetas consisten en un liquido graso que se adhiere a la piel de nuestros perros y mascotas y los protegen durante un tiempo determinado. Por el contrario los collares disponen de un elemento químico que repele a los parásitos. Ambos son un complemento ideal contra los parásitos, y recomendamos su uso en las estaciones calurosas aunque siempre bajo la prescripción de tu veterinario.

A modo de información os podemos contar que los perros pequeños no pueden llevar collar, así que en ellos se suelen emplear pipetas. Para administrar el líquido de la pipeta, lo haremos por el cuello del animal, y esperaremos alrededor de 24 a 48 h. para que el líquido se adhiera bien a la piel antes de bañar o mojar al animal. Ya que en ese intervalo el líquido de la pipeta se podría diluir y perdería su efecto. El tiempo de efecto de una pipeta puede variar, pero como media calcula entre 1 y 2 meses.

El collar suele estar más indicado para perros grandes, pero hay que vigilar que nadie, sobre todo niños pequeños, no entren en contacto directo con él, sobre todo con boca, nariz y ojos, ya que su toxicidad podría provocar algún problema.

En definitiva, acude a tu veterinario para saber que método le va a mejor a tu perro y pídele una protección extra en las etapa calurosas.

¿Te gustó? Compártelo en: Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.